El encuentro tras el paso del Alkimista entre la ninfa y el guerrero

(Las alas de la ninfa habían quedado inmoviles ante la visita del Alkimista, no podían moverse, le había prometido agilidad en ellas y sin embargo eran incapces de moverse más alla de sus propios homoplatos. No tenía fuerzas ni para caminar, sólo pensaba en él, tanto que se debilitaban sus manos, sus piernas … El elfo negro la miraba, no entendía porque no dejaba de llorar, durante esos días simplemente se limitaba a sentarse en su cama y guardar silencio, confundiendo lágrimas con pensamientos. El elfo negro cada día se sentía más triste, como ella, sus gracias no resultaban divertidas como antes y no concebía que hacer con élla. )

 

(Una mañana, tras cuatro días de silencio y apatía, lágrimas y dolor el elfo se escapo de la choza … neyebek lo siguió con la mirada pero poco más que ello.)

 

(De repente escucha una voz en la puerta que toca con insistencia y grita su nombre, es Abevury)

 

Abevury : Neyebek, Neyebeeekkkkkkkkkk ……… neyebek ………. (sigue golpeando la puerta con fuerza) …. Neyebeeeeeekkkkkkkkk ……. ¿Estás? …. Neyebeeekkkkkk

 

(la ninfa pestañea, gira la cabeza hacia la puerta pero no se inmuta)

                                            

(los gritos empiezan a ser más fuertes y los golpes más agresivos … )

 

Abevury : Por Dios ninfa, que esta sucediendo … Neyebekkkkkk, abremeeeeeeeee

 

(De repente se oye un ladrido largo y angustiado, es el elfo negro, que por primera vez en la historia ha emitido un sonido, la ninfa parece despertarse del aletargo … )

 

Neyebek : Coco, ¿dónde estas? … Elfito, no te marches tu también, no me dejes … (empieza a llorar con fuerza) … Coco …

 

Abevury : Neyebek, ¿estás dentro?, ¿Qué sucede?, ¿abre por favor? …

 

(La ninfa sigue sin levantarse de la cama)

 

Abevury : Neyebek, encontré a tu elfo deambulando por el bosque y la intuición me dijo que algo malo está sucediendo … Abreme, por favor que estoy preocupado … O si no tendré que verme obligado a tirar la puerta abajo.

 

(La ninfa mira de nuevo a la puerta)

 

Neyebek : Dejame Abevury, marcha de aquí …

 

Abevury : Ninfa, no te libraras tan pronto del guerrero, no olvides que soy hombre de las artes de la guerra y mi mision siempre es vencer … una puerta no será un obstáculo en mi camino.

 

(Se oye un golpe fuerte y la puerta cae abajo … Coco entra corriendo a la habitación y se tira encima de la ninfa … le parece que es un gran momento, parece que se ha contagiado de la euforia de Abevury y con las patas encima de su amiga empieza a lamerle las lágrimas )

Abevury : Ninfa, mi amor … que te sucede … tu pelo semeja alborotado y tu cara descongestionada, que dolor te aqueja para que mi dulce ninfa haya perdido su sonrisa …

Neyebek : (lo mira indiferente) … Marchate Abevury … Dejame … (Se levanta y con gesto apesadumbrado se dirige hacia la puerta gesticulando para que se vaya) No quiero a nadie, necesito estar sóla …

 

Abevury ; No pienso marcharme ninfa, no hasta que la luz ilumine tu cara y sepa que ha sucedido. ¿Sóla?, para que, para seguir llorando y martirizándote … de eso nada, igual que tiré la puerta puedo estar sentado aquí a tu lado dias y noches eternas …

 

Neyebek : (La ninfa se sienta, resignada. Abevury ha tomado una comoda posición en la silla que esta junto a su cama) Oh, Abevury, ni tan si quiera tengo fuerzas para hacerte marchar … Mis alas, miralas, estan rotas … y la oscuridad llego hasta mi choza.

 

Abevury : Oh linda ninfa, no llores por tus alas, es cierto que estan feas, pero no rotas (se levanta, se acerca hasta ellas, las acaricia con suavidad y las mueve con sus manos)

Ves, si se mueven, lo que pasa es que no tienes fuerzas para agitarlas … (Se sienta a su lado, la rodea con sus brazos y la abraza con fuerza)

 

Neyebek : (la ninfa se pone a llorar de nuevo) … Oh guerrero … tengo el corazón destrozado, me hechizaron con un beso y me han robado el corazón (dice entre gimoteos) … un alkimista ingles, un hechizo q era un beso … un dolor en el pecho … y solo fue un día (sigue gimoteando)

 

(el guerrero saca un pañuelo de su bolsillo y le seca las lágrimas)

 

Abevury : (el guerrero sonríe) … Un alkimista, un beso, un corazón roto, lágrimas… que historia más profunda para tan solo un día … Ay ninfa joven, que tiernas son tus alas y que frágil tu corazón que se encanta tan solo de un sueño …

 

Neyebek : Me hechizo Abevury, no quise, pero se marchó … necesitaba encontrar su historia personal y tuve que renunciar a mi corazón para que viviese la tuya …

 

Abevury : Soy hombre de guerra ninfa, no creo en los hechizos pero si en las realidades, y la realidad dice que si tu corazón fue roto debe regenerarse y vivir. Vales mucho pequeña, y nadie merece las lágrimas de nadie.

 

Neyebek : Pero me robó el corazón, ¿Por qué?, que necesidad tenía …

 

Abevury : Sabes buena amiga, el amor es un veneno que te llega al alma, te reconforta o te destroza, pero sólo tu misma tienes la solución. Ella, está dentro de ti. A veces para lograr grandes avances hemos de caer mil veces. Mirame a mi, vencedor de mil guerras y caí ante la batalla más sencilla, la del amor … Nunca imagine que algo que siempre fue mío me podía traicionar con esa intensidad, y vos, pequeña, tan sólo un día caes rendida y te destrozas por alguien que te avisó de cuales eran sus intenciones …

 

Neyebek : No es así, Abevury, el me engañó …

 

Abevury : ¿Porque te engañó? … ¿no te habló de sus inquietudes, de sus temores, de sus necesidades? … ¿no te explicó cuales eran sus miedos? … A veces amiga hay que renunciar a lo que tu anhelas por la felicidad de los demás … No puedes enamorarte de una persona sólo por un beso, los hechizos no existen.

 

Neyebek : ¿Que sabras tu, guerrero con el corazon partido de amores?, ¿Quién serás tu para excusar a un extraño que me dejo sin sangre? … (se levanta enfadada, gesticula y le da la espalda … se vuelve a girar con violencia … ), en que derecho te crees para opinar … vos presumis de ser mi amigo y excusais a un desconocido antes que a vuestra amiga …

 

Abevury : Por dios ninfa, no digas eso … vos sabes que no es así …

 

Neyebek : Ah no, me llamaste inmadura cuando tu eres el único estúpido que llego hasta mi luna para buscar no se que de triskel y deambulas por el bosque sin rumbo, que permaneces sin rumbo a la espera … vos me condenas a mi … Mirate al espejo, guerrero, ¿Qué eres vos si no un espectro que me molesta? …

 

Abebury : (se levanta enfadado) … por que me hablas asi Neyebek, ¿Qué dije que no fuera verdad? … Que a veces no se puede obligar a alguien que te quiera, que la vida sigue y que el amor puede esperar, que has de aprender a amar con el alma sin exigir, que has de fortalecer tu corazón con tal vileza que sea más importante un triunfo que un corazón roto … No sé, recuerda aquella conversación en la que me convenciste que debía ser fuerte y crecer, que te parecía vergonzoso que un hombre instruido en las artes de la guerra fuera tan débil de ganar cien mil guerras y morir tan sólo por una mujer … Recuerda … y ahora te veo, la ninfa encantada de dar grandes consejos pero incapaz de seguirlos.

 

Neyebek : Marchate guerrero, marcha de mi choza … vete lejos, vos sos hombre pobre de corazón porque no sabes lo que es amar … vos no eres mi amigo.

 

Abevury : ¿Qué no se amar amiga? … como eres capaz de decirme eso … somo sos capaz de ser así, que llegue corriendo hasta a ti, que te espero y te cuido.

 

Neyebek : Esperar, esperar que … si tu pasaste media vida huyendo buscando mil guerras que ganar …quien te pidio que te quedaras … quien te pidio que me cuidaras.

 

 Abevury : (por un momento sonríe) … Eres una ninfa joven, joven y frágil, no puedo tomar en cuenta tus palabras porque me duelen y tu no eres así …

 

Neyebek : Que sabes tu de mi guerrero?, apenas el día que desayunamos juntos …

 

Abevury : No ninfa, no te equivoques, desde mi tienda donde reposo en la noche te observé en cada movimiento, tus paseos por el bosque, tus conversaciones con tu elfo, tus intentos de volar, tus momentos de silencio junto al arroyo … En la noche sabes, paseo cerca de tu choza simplemente para observarte desde la ventana mientras duermes …

 

Neyebek : (sorprendida, se acerca hasta él … ) ¿Cómo?, ¿Qué me observas?

 

Abevury : Si, Neyebek … te observo … tu me dijiste que no se amar y hoy te digo que amo, que amo con el alma, en silencio, esperando … que guardo mi corazón en un cofre para que no crezca y se acerque hasta el tuyo … que vos sos mi gran amor no correspondido y me acostumbré a ello; que estableci la disciplina en el que estaba destrozado y crecí en la distancia con tu sonrisa, con tu voz, con tus gestos … que no me importa correr hasta vos aunque llores por otro amor simplemente porque secar tus lágrimas me reconforta, tu presencia me tranquiliza … Amé, sin esperar, porque no me considero en la posición de exigir a unas alas tiernas que quieren volar.

 

Neyebek : (esta sorprendida y prendada ante sus palabras ) … oh, Abevury, por Dios, porque no me dijiste … (se acerca hasta él y le coge la mano) … disculpa mis palabras, no era mi intención herirte …

 

Abevury : Viste ninfa, a veces no hacen falta hechizos ni besos para partir el corazón a alguien … pero no te preocupes buena amiga, yo soy guerrero celta y fuerte … tu me enseñaste a no perder ante él … así que no te lamentes … que como te dije un día aquí estaré para cuando caigas recogerte … sea cuando sea y por lo que sea … aunque me deje el corazón en ello.

 

Neyebek : Perdona … por favor … no fue mi intención …

 

Abevury : Tranquila ninfa, no lamentes … no importa … En fin, parece que por fin recuperaste las palabras y se secaron algunas lágrimas … lástima que haya tenido que dejar para ello un asado estupendo y una puerta …

 

Neyebek : Oh Dios, mi puerta … es cierto, la derrumbaste, ahora dormiré a la intemperie … Avebury (se ríe) … si, es cierto, ademas descubri que Coco sabe ladrar …

 

Abevury : Es cierto, es más listo de lo que pensabamos … Neyebek, quieres venir a compartir mi asado.

 

Neyebek : (mira a su alrededor y se pone las manos en la cabeza) Oh Dios, mi casa, mi elfo, todo es un desastre … debo poner orden … no puedo Abevury …

 

Abevury : No importa, sabes que eres bien recibida junto a mi tienda y siempre hay sabrosas piezas para cenar junto al fuego.

 

Neyebek : Gracias Abevury, eres el mejor guerrero y el mejor amigo … Gracias a ti hoy supe que la vida continua y que debo ser fuerte. Te prometo que pronto iré a visitarte. (se acerca hasta él, lo abraza y en un momento de silencio le da un suave beso en los labios, el guerrero se queda parado y la mira sorprendido)

 

Neyebek : (la ninfa sonríe) … Sólo quise saber si puedo hechizarte también con un beso, o quizad deshechizarte como hizo el alquimista conmigo … tan sólo un beso … (de repente sus alas empiezan a agitarse suavemente) … Oh mis alas, recuperaron su vitalidad … Ohhhhhh, se estan regenerando de nuevo

 

Abevury : Has visto, no fue tan difícil, ahora ya puedes empezar a volar de nuevo, al final resulta que un beso no sera tan catastrófico como pensabas  (Sonríe) simplemente son sensaciones

 

Neyebek : Es cierto, Abevury, es cierto …

 

Abevury : Debo marcharme Neyebek, sabes donde estoy … que tengas un buen día . (le abraza, cierra la puerta y se marcha)

 

(Neyebek se gira, mira a su elfo que pone gesto raro, como sorprendido, y de nuevo recupera su gracia)

         Has visto Coco, como la vida sigue … será por besos … hay que ser fuerte y continuar. Hoy se que el alkimista fue un gran amor en mi vida, aunque sólo fuese un día … pero hay que ser fuerte y continuar.

 

(la ninfa se pierde recogiendo las cosas, cepillandose el pelo, etc)

 

(mientras el guerrero camina por el bosque )

 

Abevury : Semejante truhan, como fue capaz de destrozarle el corazón a una ninfa con esa belleza, que valor de oscurecer y usar la pureza de una dulce niña como ella para tan solo buscar su historia personal … Espero que no se cruce por mi camino, si no le enseñaré que hay que ser un caballero en toda regla antes que renunciar a todo tan sólo por buscar algo que te reconforte … En fin, espero que al menos logre su objetivo, ahora entiendo porque mi triskel estaba aquí debía levantar el corazon de mi ninfa para que fuese capaz de seguir brillando …

Buf, estoy confuso, no sé en que momento mi admiración se convirtió en algo más pero sé que ese beso no ha quedado imparcial en este corazon de guerrero … debo ser fuerte, no está preparada y ya me rompieron el corazón una vez … Somos amigos, sólo eso …

One thought on “El encuentro tras el paso del Alkimista entre la ninfa y el guerrero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *