A mi elfo negro

 

Reposas sobre mis brazos

Y te siento roncar mientras duermes …

 

Que leccion de la vida

Q la unica dulzura  q me quiere

Y no me exige

Tiene tal cara de tonto

Que nadie jamas lo olvida.

 

Es contigo buen amigo

Con quien las penas son llevaderas

Y la leccion del destino

Me dijo que siempre me esperas

 

Y dice la gente q eres un perro consentido

Quien seran desavenidos

Los que opinan sin entenderte.

 

No es tu virtud la obediencia,

Tampoco la mia la paciencia

Pero es imposible no quererte.

 

Destrozas mi casa y la desordenas

Tu compañía es diaria condena

A la hora de conocerte.

 

Más emplee contigo la teoría

De la eficiente no violencia,

Que empleo para defenderte.

 

Más cubriste un día el lugar,

De aquella persona especial

Que marcho hacia el norte.

 

Y quiero que sepas elfo negro

Que dormiras con la distancia

Recostado sobre el suelo.

 

Más diste chispa a mi espacio,

Con tu locura y tozudez

Cambiando mi vida a su vez

Del tiempo q pasaba despacio.

 

Ay virtud o defecto

La terrible incongruencia

De este mundo perfecto

Del que te ries con frecuencia

Quizad no supe entender

Q en realidad eres un animal

pero siempre quise creer

que nunca hiciste tal mal.

 

Y con su hueso y su camita meada

Con esos ronquidos q tiembla

Das alegría a mi casa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *