Despues de mi siesta y el dia

Hoy tome una de esas siestas supersónicas en las que una se acuesta a las cuatro y media y se despierta a las siete y media … cuando me he levantado tenía dos llamadas perdidas, ni me enteré, entre ellas estaba Betty. La verdad es que a veces miro el teléfono y me pregunto si en realidad sirve para algo. Entre en el messanger un rato y encontré un par de mails interesantes, parece ser que el fin de semana avecinan lluvias … me pregunto cuando coño dejará de llover en esta ciudad, ahora que me he decidido a sacar la ropa al tendedero después de arduas discusiones con la lavadora. Espero que al menos nos de la tregua mágica de poder secarse la ropa.
Al abrir el messanger encontré un contacto que me llamó la atención entre en la página, es la pagina de Susanita, mi legionaria favorita que se nos fue en octubre del año pasado, sin querer las lágrimas se han resbalado, la recordé por un momento con su vitalidad, su energía, sus ganas de vivir y su pasión especial, su corazón, su ternura agotada en una vida terrible que nunca le acompañó … una amiga hizo una copia de ella para recordarla, tal y como es. En este momento me he dado cuenta que la vida son apenas dos días, que si no la estrujarmos y hacemos de ella todo lo que podamos algún día desde el fondo de la tierra siendo cenizas deambularemos recordando todo aquello que no hicimos. Era una persona estupenda y sé que en algún lugar no muy lejano está sonriendo divina como siempre.
A veces me pregunto si ella también quiso hacerme participe y decirme que su lolito le acompañó hasta el final de los tiempos y a su manera me invita a que viva sin miedo, quien sabe … estaba loca pero su experiencia en la vida la hizo una persona madura. Siempre dijo que los buenos tarde o temprano siempre ganan en la vida.
Hoy vino a la oficina una mujer que hacia tiempo no pudimos contratar porque le faltaba pagar unas tasas para una renovación de sus papeles, si decimos que en Navidad siendo una mujer humilde vino a devolvernos una cantidad de dinero que le pagamos por banco de más sin protestar y con toda la buena fé imaginar la pena que me quedó cuando intenté colocarla en un sitio y no pudo ser por la puñetera política empresarial. Hoy cuando volvia con Belen del almuerzo la encontré, a pesar de todos los viajes que habia hecho no se canso de seguir intentándolo y preguntó por mi, me entrego sus tasas pagadas. Ni recordaba donde habia dejado su curriculum para que RRHH me lo validase pero en seguida me llamaron para pedirme una chica en Valencia, ni lo dudé … revolví la mesa entera para encontrarlos y por alli andaban (hacia casi dos meses de aquello), el corazón se me iluminó … siiiiii, podria ser. Así que ahora ya esta trabajando, no son muchas horas pero al menos será para largo, cuando le acompañé hasta la puerta para enseñarle donde estaba el almacen para recojer la ropa me cogio del brazo y me dijo, muchas gracias Laura, eres mi angel.
Y si, entonces supe que el angel rubio de Charlie además de Lasciva esta llena de ángeles que le dan sentido a su vida cada día … supe que estas cosas son las que de verdad dan alasa para volar y hacer feliz, nada más maravilloso en el mundo que poder dar tu granito de arena en la felicidad de los demás.
Así que mi día más allá de siesta es también lección de vida, energía y corazón … para lo que haga falta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *