La balanza del amor y el olvido

Me pregunto si pesa más el amor o el olvido, si tantas noches que le pedí al más supremo que me entendiese y se conformase con nuestra decisión, que dejase de sufrir por mi, que viviese, que fuese feliz con mi ausencia encontrando su sitio porque hoy con su olvido las lágrimas brotan de nuevo al pensar que ya no está … porque me entristece que sus besos sean simples y sus abrazos comunes, que al llegar a casa tras su marcha no haya dejado un te quiero sobre la mesa o ojala seas mia para siempre en el cajón de mi mesita, o quizad aquel te amo en el bolsillo de mi bolso entre tantos trastos inservibles ….o esa carta cuando junto a mi cámara desde Barcelona con la  promesa de te pediré que seas mía para siempre en la fontana de Trevi … porque busco entre las sábanas o quizad entre los trastos de la cocina algún momento que me haga sentirlo cerca … Me pregunto porque después de desear tanto su felicidad la mía se queda extraña y confusa, porque ese vacío que tanto anhelaba en su corazón para salvar el mío ahora se queda en un principio, perdido, asustado… Quizad pensé que me amaría siempre y llenaba esos momentos de soledad o de tristeza con su recuerdo, pensando que no necesitaba nada más que su recuerdo para sentirme llena … En mi luna no necesitaba el amor entero porque disponía del suyo para curarme, hoy me he dado cuenta que la distancia y el tiempo curaron las heridas y lo compartido sólo fue vivido y ahora olvidado.

Supongo que el final del amor es como el final de un cuento, mientras lo escuchas o lo lees imaginas de mil maneras los finales, pero sólo cuando llega el desanlace es cuando asumes que no es lo que imaginabas, que no semeja tan dulce o quizad tan amargo, que todo lo que habías pensado sólo era fruto de tu imaginación porque el final nunca termina como pensabas … simplemente termina … y entonces si el cuento te ha gustado piensas que acabó demasiado pronto, que te hubiese gustado disfrutarlo más … y si el final dista en excesivo del primer final que te planteaste quedas aturdida, confusa y escéptica porque no se te paso por la cabeza un final semejante, y mezclas la sorpresa con el resentimiento, y te preguntas si realmente te ha gustado o lo detestas … y entonces llega a la ultima conclusión, es un final simplemente como el de tantos cuentos y te conformas.

Hoy llegas a casa, salíste corriendo esta mañana porque llegaba tarde, la noche fue larga pero sólo conseguiste un orgasmo precioso y algunas lágrimas sobre su pecho al darte cuenta que el tiempo le ha hecho olvidarte … sales con sueño y llegas con sueño … son las nueve y media de la noche al volver, pasaron doce horas donde trabajaste y lograste recordar tu tristeza en escasa media hora … te preguntas que pesa más si el amor y o el olvido y entonces llegas a la conclusión de que aunque te cueste aceptarlo es lo mejor que te ha pasado, porque ahora puedes vivir sin hacer daño, porque tu corazón esta vacío de amores y limpio … porque el tiempo te dio la razón y la decisión de escoger entre tu vida o tu vida con él fue acertada. Hoy has llegado a casa, como tantos días, trabajaste doce horas y no tuviste que dar explicaciones a nadie, tu soledad te reconforta a tu manera, y llenas esos vacíos de independencia … porque vivir un amor estropeado si puedes vivir sin amor y ser feliz.

Hoy puedo decir que escogí mirar adelante y descubrir a mirar atrás y esperar … descubrí que soy egoísta y estúpida por llorar al perderlo cuando es lo que realmente siempre esperé … descubrí que lo amé en su día y ahora sólo amo su recuerdo, nuestras vivencias y lo que compartimos. Sé que me costará volver a sentir así, estoy segura, pues ayer supe que hay pocas personas como él, pero estoy convencida que si para amar he de renunciar a mi misma prefiero vivir sóla eternamente.

Hoy empieza una nueva vida, la vida de un corazón que rompió las cadenas a un recuerdo … y es que al fin y al cabo soy así de sensible, siempre termino llorando con los finales felices.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *